miércoles, abril 16, 2008

Publicidad y Focus Groups

Antes de lanzar un producto las empresas hacen un “focus group”. Así es como encierran bajo un mismo techo a un par de profesionales de diferentes áreas de las Ciencias Sociales (una manga de inútiles ansiosos por aplicar alguna de sus infructuosas técnicas aprendidas durante “la carrera”) con un grupo típico de consumidores (una manga de sicóticos disparatados que ponen en duda cualquier facultad psíquica humana mientras vociferan incoherencias en un estado de excitación alarmante: es que al fin alguien parece interesarse por la sarta de estupideces que tienen por decir).

Si se tratara de gente normal, esta cruza de especímenes terminaría en canibalismo, mutilaciones, vísceras salidas del cuerpo y otras delicias análogas que nos harían recordar los mejores momentos de Alien, Jason o Shakma (de los 3 el que más cagazo me da es Shakma. Me la juego que ese mono hijo de puta, antes de matarte, te culea a toda velocidad gritando como loco con la cara toda desencajada).

Pero curiosamente, unir a estas 2 entidades no acarrea ninguna complicación: es que de repente decenas de badulaques atroces con los más absurdos hábitos de consumo, ven legitimadas sus perversiones en manos de un profesional que toma nota de todas las calamidades que esta gente decide compartir con un perfecto desconocido. ¡Porque resulta que a alguien le interesa lo que hacen!

Si una cuarentona menopáusica decide poner el grito en el cielo porque su jugo de frutas tropicales “no la hace sentir como si estuviera en El Caribe”, hay que hacer algo.

Si una terrible tarada que diluye la gaseosa con agua para no engordar se queja del sabor “como a jarabe diluido”, hay que hacer algo.

Si un leñador con Parkinson reclama porque la afeitadora no le deja la cara “como en la propaganda”, hay que hacer algo.

Y si una adolescente, que por culpa de Cris Morena cree que el 80% de los dramas de la vida se solucionan cantando o bailoteando alrededor de un fogón, se queja de que las pilchas “a ninguna le quedan como a Luisana Lopilato”, hay que hacer algo.

Es el momento de que esta industria se sincere y dejemos de promover ese pequeño puñado de mentiras cuya falsedad aún no pudo ser corroborada: hacer encuestas, estudios de mercado y focus groups, es de puto. El verdadero cliente con los huevos bien puestos, voz ronca de tanto tomar grapa en el Bingo de Once, y con el pecho más negro y tupido que la peluca de Horangel, sube a Patricia Sarán a un ascensor y se cansa de vender todas sus mierdas.

Las cosas se venden igual que siempre. A ellas les encanta creer que todo lo que compren las hará verse más flacas y/o despertará la envidia de sus amigas. Aunque se trate de un lavarropas y un desinfectante de inodoros. Y nosotros queremos creer que nos vamos a garchar a todas, o al menos confiar que el fútbol se va a ver más grande. Sencillísimo, sin focus groups.

17 comentarios:

Iota dijo...

Eso pasa por darle tanta bola a las ciencias sociales. Las ciencias sociales NO existen. Bueno, la economía sí.

El resto son humanidades venidas a menos que venden a su vieja (la filosofía) con tal de tener la etiqueta de "ciencia", como si eso las legitimara.

Anónimo dijo...

que la industria se "asincere"?????

M. dijo...

iota: no "esisten".

anónimo: No se enoje, ya lo corregí.

Valeria dijo...

Lo de la peluca de Horangel me mató no me había reido en todo el día y me vengo a encontrar con eso.

Besos

Pablo dijo...

Me resta entender de donde sacan la plata (o las ganas de pagarles) para estos trabajadores de produccion imposible de medir.

Supongo que todos tenemos una esposa/novia/amante o familiar inservible para cualquier trabajo y pagarle por leer literatura es la mejor forma de darles dinero sin que se sientan mal.

Gato dijo...

El otro día pasé por la puerta del hotel Bauen y me invitaron a participar de una encuesta sobre cervezas. Una de las preguntas fue: "Si tenés que ir al supermercado a comprar 10 cervezas, ¿que comprás?". Mi respuesta fue obvia: "y... 10 cervezas". La encuestadora me miró como diciendo: "no sabes nada de la vida". Probablemente tenga razón, pero me regalaron un monederito de cuero.


Salu2, gato.

MirandaPriestly dijo...

Yo le hice comprar un 40" al viejo haciéndolo imaginar el verde Wimbledon y el ladrillo Roland Garros. I. Rule.

Vergatiesa dijo...

Es una gran verdad. Yo siempre tuve esa idea, toda publicidad en definitiva tiene que ver con garchar para los hombres y competir para las mujeres, pero siempre me dijeron que era un depravado de mierda que solo pensaba en garchar y que las mujeres eran unas brujas interesadas. No se habla del producto, sino de lo fenómeno que vas a ser y todo lo que vas a garchar y que vas a ser "popular como cheerleader en la preparatoria" (que mierda es la preparatoria?) si lo comprás. Gracias, no estoy solo.

Ocurrencias de Fer dijo...

M.... ud tiene que ir por las facultades a dar clase.

Saludos!

M. dijo...

valeria: ese gag y el de cris morena eran "los" momentos de la lectura.

pablo: de algo hay que vivir... (me sumo).

gato: jajaj qué tendrá que ver un monedero con una birra...

miranda: su padre es un sibarita, nada de fulbo, hace muy bien.

vergatiesa: es así.

ocurrencias de fer: pasa que si digo esto, no puedo seguir diciendo más nada en la 2da clase.

M. dijo...

Y gracias al mensaje de elrober, que no lo puedo poner porque las teens morirían por mí y Zac Efron me pidió que no lo ponga.

(Tenemos un acuerdo tácito de restringirnos franjas etarias el uno al otro)

]v[arucuturu dijo...

Todo esto se evitaría haciendo lo que no nos dejan hacer, pero hacemos igual (ya perdió el sentido el verbo "hacer" y sus conjugaciones, o lo escribo un rato más? Total no tengo nada que hacer...)

Seguir enviando a estudiantes de comunicación, publicidad y afines a esos grupillos desenfocados, adoctrinándolos con lo que necesitamos que expresen, y dejarlos que cobren sus 100 pesos y piensen que están cagando a la industria, cuando en realidad sólo nos estarían haciendo un favorazo.

Apréciolo tanto que se me hincha la safena. Un abrazo.

Pablo dijo...

Bueno, pero usted tiene carisma, no sea humilde.

Marie dijo...

Y si. Como me dijo mi jefa (veterana divina): esto para lo único que sirve es para buscarle la quinta pata al gato, si yo te pregunto: y qué te parece? qué pensas? qué le cambiarías? te sentís obligado a responder algo, a criticar etc.
Los hijos de la jefa siempre están promocionando estas actividades, en lugar de reventarse la plata en trolas y autos. No lo puedo entender.

Dieguistico! dijo...

Los focus groups son de puto!!! Jajajaja... Tendrían que poner esa frase en el frontispicio de la facultad de sociales o donde quiera que estos especímenes estudien.
El management y toda la "ciencia" de los recursos humanos también son de putos.
Henry Ford no necesitó de ninguna de esas estupideces para inventar el Ford T, saber hacer producir a sus empleados y forrarse de oro. Y así millones de tipos que hicieron, hacen y harán guita prescindiendo de toda esa tilingueria que venden muchos que dan clases en facultades y organizan seminarios multitudinarios.

M. dijo...

Marucuturu: te dan $100 por ir? Me re anoto. La adoro en mayor magnitud.

pablo: no tanto, tengo mi dosis de aborrecible también.

marie: quiero ser esclavo de su jefa y amigo de sus hijos.

dieguistico: de re puto! El verdadero macho estudia Ingeniería y pronuncia "Gatorade" es español literal. Los Ford eran una familia con los huevos bien puestos, lo que hizo Roque con los quesos esos llenos de hongos también es digno de elogio. (?)

Julián dijo...

Mas alla de los Focus Group, darle a cualquiera la posibilidad de que opine sobre cualquier cosa, es atroz.